AriaHealth.com

1-877-808-ARIA

Fobias

¿Qué es una fobia?

De acuerdo con la Asociación Estadounidense de Psiquiatría (American Psychiatric Association o APA por sus siglas en inglés), una fobia es un miedo incontrolable, irracional y persistente a un objeto, una situación o una actividad. El miedo que sienten las personas con fobias puede ser tan grande que algunas personas llegan a hacer cosas extremas para evitar enfrentar sus miedos. Una respuesta extrema al origen de la fobia puede ser un ataque de pánico.

¿A quiénes afectan las fobias?

Todos los años, cerca de 19 millones de estadounidenses tienen una o más fobias que van desde leves a graves. Las fobias pueden suceder en la primera infancia, pero, por lo general, se manifiestan por primera vez entre los 15 y los 20 años. Afectan a ambos géneros por igual, aunque los hombres son más propensos a buscar tratamiento para las fobias.

¿Qué causa las fobias?

Las investigaciones indican que tanto los factores genéticos como los del entorno contribuyen a la aparición de las fobias. Fobias específicas habían sido asociadas con un primer contacto aterrador con el objeto o la situación fóbica. Sin embargo, continúa el interrogante sobre si ese contacto es necesario o si las fobias pueden desarrollarse en personas predispuestas genéticamente.

¿Cuáles son los tres tipos principales de fobias?

Fobia específica

¿Qué es una fobia específica?
Una fobia específica se caracteriza por un miedo extremo a una situación o a un objeto que no es dañino en circunstancias generales.

Algunos de los miedos son los siguientes:

  • A volar (miedo a que el avión se estrelle)

  • A los perros (miedo a que el perro muerda o ataque)

  • A quedar encerrado en un lugar (miedo a quedar atrapado)

  • A los túneles (miedo a que se derrumben)

  • A las alturas (miedo a caerse)

¿Cuáles son las características de una fobia específica?
Las personas con fobias específicas saben que su miedo es excesivo, pero no pueden superar sus emociones. Solamente se diagnostica el trastorno cuando el miedo específico interfiere con las actividades diarias escolares, laborales o del hogar.

Alrededor del 5% al 16% de los adultos estadounidenses de todas las edades tienen algún tipo de fobia específica en un año dado. No existe una causa conocida, pero parece ser hereditario y es un poco más frecuente en las mujeres. Si el objeto del miedo se puede evitar con facilidad, las personas con fobias pueden no sentir la necesidad de recibir tratamiento. Sin embargo, a veces, pueden tomar decisiones profesionales o personales importantes para evitar una situación que lo enfrenta a la fobia.

Tratamiento para una fobia específica
Actualmente no existe un tratamiento a base de medicamentos comprobado para fobias específicas, sin embargo, en algunos casos, se pueden prescribir ciertos medicamentos para ayudar a reducir los síntomas de ansiedad de alguien ante una situación fóbica.

Cuando las fobias interfieren en la vida de una persona, un tratamiento puede ayudar, y por lo general, consiste en un tipo de terapia cognitivo-conductual llamada terapia de exposición o desensibilización. En esta terapia, los pacientes son expuestos de a poco a los que los atemoriza hasta que el miedo comienza a desaparecer. Los ejercicios de relajación y de respiración también ayudan a reducir los síntomas de ansiedad.

Fobia social

¿Qué es una fobia social?
La fobia social es un trastorno de ansiedad en el que la persona siente una ansiedad o molestia importante relacionada con el miedo a pasar por una circunstancia vergonzante, humillante o ser despreciada por otras en situaciones sociales o de desempeño. Aun cuando logren confrontar el miedo, las personas con fobia social suelen:

  • Sentir ansiedad antes de un acontecimiento o salida

  • Sentirse muy incómodos durante el acontecimiento o salida

  • Tener sentimientos desagradables prolongados después del acontecimiento o salida

La fobia social sucede con frecuencia en los siguientes casos:

  • Al hablar en público

  • Conocer personas

  • Tratar con figuras de autoridad

  • Comer en público

  • Usar sanitarios públicos

¿Cuáles son las características de una fobia específica?
Aunque este trastorno, a menudo, se lo relaciona con la timidez, no es lo mismo. Las personas tímidas pueden estar incómodas al lado de otras, pero no sienten una ansiedad extrema antes de la situación social, y no evitan necesariamente, circunstancias que puedan hacerlos sentirse intimidados. Por el contrario, las personas con fobia social no son para nada tímidas, sino que pueden estar totalmente a gusto con algunas personas la mayor parte del tiempo.

Muchas personas que experimentan fobia social van a tratar de evitar situaciones que los aterroricen o les den mucha angustia.

Diagnóstico de la fobia social
La fobia social se diagnostica cuando el miedo o la evasión es demasiado perturbador o interfieren de manera significativa con la rutina normal y prevista.

La fobia social altera la vida normal e interfiere en las relaciones profesionales y sociales. A menudo, es genética y puede estar acompañada de depresión o alcoholismo. La fobia social suele comenzar cerca de la adolescencia temprana o incluso de más joven. Alrededor del 7% de los adultos estadounidenses de entre 18 y 54 años tienen fobia social en un año dado.

Tratamiento para la fobia social
Los síntomas de las personas que tienen fobia social, por lo general, se alivian cuando reciben terapia cognitivo-conductual o se les administran medicamentos, o una combinación de los dos.

Agorafobia

¿Qué es la agorafobia?
Agorafobia es una palabra de origen griego que significa literalmente "miedo al mercado". Este trastorno de ansiedad consiste en el miedo a tener un ataque de pánico en un lugar o en una situación de la que puede ser difícil o incómodo salir.

La ansiedad asociada a la agorafobia es tan grave que no es raro tener ataques de pánico, y es común que las personas con agorafobia traten de evitar el lugar u origen del miedo. A continuación se mencionan algunas de las situaciones a las que se le tiene miedo debido a la agorafobia:

  • Estar solo afuera de la casa

  • Estar solo en casa

  • Estar entre una multitud

  • Viajar en un vehículo

  • Estar en un ascensor o en un puente

Es común que las personas con agorafobia eviten lugares llenos de gente, tales como calles, tiendas, iglesias y teatros concurridos.

¿Cuáles son las características de la agorafobia?
La mayoría de las personas con agorafobia desarrollan este trastorno luego de tener una serie de uno o más ataques de pánico. Los ataques suceden al azar y sin aviso, y es imposible para una persona saber qué situaciones van a provocar la reacción. La imprevisibilidad del pánico hace que la persona espere futuros ataques de pánico, y con el tiempo, le tenga miedo a cualquier situación que pueda provocar un ataque. Como resultado, evitan cualquier lugar o situación que haya provocado ataques de pánico.

A menudo, las personas con este trastorno se sienten tan incapaces, que prácticamente sienten que no pueden salir de la casa. Otras personas con agorafobia se enfrentan a situaciones "fóbicas" en potencia, pero lo hacen con mucha angustia o acompañadas de un amigo de confianza o un familiar.

Las personas con agorafobia también pueden desarrollar depresión, cansancio, tensión, problemas de alcoholismo o drogadicción y trastornos obsesivos, con lo cual es importante recibir tratamiento. Alrededor de un 1,7% de adultos estadounidenses tienen agorafobia en un año dado.

Quick Find