AriaHealth.com

1-877-808-ARIA

Preparación de un adolescente para una cirugía

¿Qué aspecto de la cirugía resulta más estresante para un adolescente?

A los adolescentes les gusta participar activamente en la toma de decisiones respecto a lo que les sucede, incluso de la clase de cuidado que reciben. Los padres deben comportarse como compañeros de los hijos adolescentes en el momento de tomar decisiones con respecto al cuidado de su salud.

Médico hablando con una adolescente y su padre

La comprensión de los miedos que suelen experimentar los adolescentes al ir a un hospital lo ayudará con sus preparativos. Entre los miedos y preocupaciones más comunes se encuentran los siguientes:

  • Perder el control

  • Alejarse de la escuela y los amigos

  • Sufrir daños o modificaciones en el aspecto de alguna parte del cuerpo

  • Tener miedo a la cirugía y sus riesgos

  • Sentir dolor

  • Morir durante la cirugía

  • Tener miedo a lo desconocido

  • Tener miedo a lo que los demás puedan pensar sobre el hecho de estar enfermos o internados

¿Cómo preparo a mi hijo adolescente para una cirugía?

Las siguientes sugerencias le ayudarán a prepararlo:

  • Permita que su hijo participe en la toma de decisiones. Anímelo a realizar una lista con preguntas que desee realizar a médicos y enfermeros.

  • Su hijo debería empezar a prepararse no bien la decisión de operarse haya sido tomada. La lectura de libros y la investigación en internet pueden ser buenas formas de empezar.

  • Los especialistas en niñez pueden ofrecer a los adolescentes explicaciones acordes a su edad y ayudarlos a encontrar diversos recursos.

  • Muchas veces, a los adolescentes les cuesta admitir que no entienden las explicaciones. Es posible que los padres y los profesionales de salud tengan que explicar el tratamiento de diferentes maneras sin que el adolescente se sienta incómodo.

  • Pida a los amigos de la escuela que le envíen tarjetas o que lo llamen durante el período de recuperación.

  • Puede que a su hijo adolescente le sea útil escribir sus pensamientos y sensaciones en un cuaderno especial o un diario.

  • Aliente a su hijo a que escoja y lleve al hospital objetos que le resulten reconfortantes, como libros, videojuegos portátiles, una computadora personal (si hay acceso a internet) o un iPod y auriculares.

  • Durante la internación, su hijo puede experimentar cambios de ánimo. Es importante que usted sea paciente y comprensivo. Es posible que su hijo se retraiga y no desee hablar ni responder preguntas. Posiblemente necesite estar solo en determinados momentos.

  • Hágale saber a su hijo que no está mal sentir miedo ni llorar. Es posible que necesite saber que usted siente las mismas preocupaciones. Recuérdele que usted lo apoya.

  • Busque toda la información disponible sobre la enfermedad de su hijo. Los adolescentes perciben la preocupación de sus padres. Cuanto más informado esté, mejor se sentirá y estará en mejores condiciones de ayudar dando las explicaciones necesarias.

  • Sea sincero al responder cualquier pregunta. Los adolescentes pueden enojarse si consideran que se les está ocultando algo. Necesitan entender qué sucede con su cuerpo. En general, la manera en que se brinda la información es tan importante como el contenido de la misma.

  • La privacidad es una necesidad importante para su hijo adolescente. Para los adolescentes, la privacidad es tan importante en lo que respecta a sus pensamientos y sentimientos como a su cuerpo. Es necesario respetar siempre su privacidad.

Libros útiles para los adolescentes y sus padres

Sharon Carter y Judy Monnig. 1987. Coping With A Hospital Stay (Cómo sobrellevar una hospitalización). Rosen Publishing Group.

A. J. Hill. 1999. The Patients Guide To Anesthesia (Anestesia: una guía para el paciente). Nueva York: Kensington Publishing Corp.

Theodore Tyberg y Kenneth Rothaus. 1995. Hospital Smarts (Consejos para la internación). Nueva York: Hearst Books.

Quick Find