AriaHealth.com

1-877-808-ARIA

El viaje en avión para personas que sufren de diabetes

Si usted padece diabetes, la clave es planificar el viaje por adelantado. Las personas con diabetes pueden disfrutar de todo tipo de viajes recreativos desde una semana en la playa, hasta un campamento en las Montañas Rocosas, o un viaje a través de Europa. La Asociación Americana de la Diabetes (American Diabetes Association) ofrece las siguientes sugerencias muy útiles para personas con diabetes que estén planificando un viaje.

Tenga especial cuidado cuando viaja con diabetes

Asegúrese de tener un examen médico completo satisfactorio antes de iniciar su viaje para asegurarse de que su diabetes está bajo control. Esto le dará suficiente tiempo para la vacunación, si las necesita, y le dará tiempo para recuperarse de cualquier efecto secundario. Pídale a su médico una carta con la siguiente información:

  • Cómo se trata su diabetes (píldoras para la diabetes, inyecciones de insulina, etc.)

  • Todos los medicamentos y equipo necesario para controlar su diabetes (por ejemplo, jeringas de insulina y otros medicamentos o dispositivos)

  • Alergias a alimentos o medicamentos

Pídale también a su médico que le dé una receta para insulina o píldoras para la diabetes. Usted debería tener una cantidad más que suficiente de sus medicamentos y jeringas para que le duren durante su viaje. Sin embargo, en caso de emergencia, la receta puede ayudarle.

Las leyes que regulan la distribución de las recetas médicas y las medicinas pueden ser muy diferentes en otros países. Si usted viaja al extranjero, comuníquese con grupos de la Federación Internacional de la Diabetes (International Diabetes Federation) para obtener más información. Le resultaría también de ayuda conseguir una lista de médicos en los países donde usted va a viajar antes de iniciar su viaje.

Es importante llevar un collar o pulsera de identificación médica que indique que usted padece diabetes. Si viaja a otros países también debería aprender unas cuantas frases claves, tales como "Tengo diabetes", en los idiomas de los países que visitará.

Preparando las valijas

Asegúrese de llevar al menos el doble de la medicación y suministros para el examen de la sangre de los que en realidad necesitará. Al menos la mitad de estos debe llevarlos en su equipaje de mano, que debe llevar con usted todo el tiempo.

Cuando prepare las valijas, asegúrese de incluir los siguientes artículos:

  • Toda la insulina y jeringas que necesite para el viaje

  • Suministros para el examen de orina y sangre; asegúrese de incluir baterías extra para su medidor de glucosa

  • Medicamentos orales

  • Otros medicamentos o suministros médicos

  • Su identificación personal y su tarjeta de identificación de diabetes

  • Un paquete bien envuelto, hermético de galletas saladas o queso, mantequilla de maní, fruta, un juego de frutas y alguna forma de azúcar (caramelo o comprimidos de glucosa) para tratar una disminución de glucosa en la sangre

  • Mantenga las etiquetas en sus medicamentos y envases. Los necesitará durante los controles de seguridad para el vuelo.

Antes de volar, asegúrese de solicitar una comida especial baja en azúcar, grasa y colesterol al menos 48 horas antes. Siempre lleve algún alimento con usted en el caso que su comida se retrase o haya un error en su pedido. Espere hasta que vea que su alimento está en el pasillo para administrarse la inyección de insulina, de lo contrario, si su comida se demora, puede experimentar una disminución del nivel de glucosa en sangre.

Plan para cruzar la zona horaria 

Si usted se administra inyecciones de insulina y va a cruzar zonas horarias, hable con su médico o profesional del cuidado para la salud antes de iniciar su viaje. Pida ayuda, basándose en su itinerario, para planear el horario de sus inyecciones mientras viaja. Los viajes hacia el este significan un día más corto, así que si usted se inyecta insulina, puede necesitar menos que lo habitual. Los viajes al oeste significan un día más largo, así que puede necesitar inyectarse más insulina. Para ayudarle en el seguimiento de sus inyecciones y comidas a través de los cambios de la zona horaria, mantenga su reloj con la hora de la zona horaria de su hogar hasta la mañana siguiente a su llegada.

Comprobar el azúcar de la sangre mientras viaja es tan importante como cuando está en su hogar. Es importante comprobar el nivel de azúcar en la sangre justo después de aterrizar puesto que el "jet lag" puede hacer que sea difícil saber si su nivel de azúcar en la sangre es muy bajo o muy alto.

Almacenamiento de insulina

La insulina no necesita mantenerse refrigerada, pero no debería almacenarse a temperaturas muy calientes o muy frías. Es importante almacenarla correctamente. No debe almacenar la insulina en la guantera de su automóvil o camioneta, o en mochilas y otras bolsas que pudieran estar expuestas a otros elementos. Existen valijas de viaje para mantener la insulina fría.

Otros consejos para personas con diabetes durante un vuelo:

  • No se esfuerce por unos cuantos días tras un vuelo largo.

  • Examine su nivel de azúcar en la sangre según las recomendaciones de su médico.

  • Planifique sus actividades de modo que se ajusten a sus necesidades de insulina y alimentos.

  • Tome tentempiés mientras está en una excursión o haciendo turismo. No asuma que encontrará alimentos en cualquier sitio.

  • Sea extremadamente cuidadoso con el agua y los alimentos. Evite los alimentos no cocinados y el agua del grifo. Los alimentos que sientan mal a su estómago podrían provocar que sus niveles de glucosa en la sangre se vuelvan incontrolables.

  • Utilice zapatos cómodos y nunca camine con los pies descalzos. Examine sus pies todos los días, buscando signos de ampollas, cortes, enrojecimiento, inflamación y arañazos.

  • Obtenga atención médica a la primera señal de cualquier infección o inflamación.

Quick Find