AriaHealth.com

1-877-808-ARIA

Síndrome de Estrés Rótulo-Femoral [rodilla de corredor]

¿Qué es la rodilla de corredor?

Anatomía de la articulación de la rodilla
Click Image to Enlarge

La rodilla de corredor, también denominada síndrome de estrés rótulo-femoral, es una condición que se caracteriza porque la rótula roza contra el hueso del muslo (fémur) al moverse.

¿Qué causa la rodilla de corredor?

La rodilla de corredor puede deberse a un defecto estructural o a una determinada forma de caminar o correr. Otras causas pueden incluir las siguientes:

  • La rótula está demasiado elevada en la articulación de la rodilla.

  • Debilidad de los músculos de los muslos.

  • Tensión de los músculos posteriores del muslo.

  • Tensión de los tendones de Aquiles.

  • Deficiente apoyo de los pies.

  • Caminar o correr con los pies hacia adentro mientras que los músculos del muslo tiran de la rótula hacia fuera.

  • Excesivo uso o entrenamiento.

  • Lesiones.

¿Cuáles son los síntomas de la rodilla de corredor?

A continuación, se enumeran los síntomas más frecuentes de la rodilla de corredor. Sin embargo, cada individuo puede experimentar los síntomas de una forma diferente. Los síntomas pueden incluir los siguientes:

  • Dolor en la rótula o en la zona circundante que puede sentirse con la actividad o incluso después de estar mucho tiempo sentado con las rodillas flexionadas, lo que en ocasiones provoca sensación de debilidad o inestabilidad.

  • Sonido de roce, fricción o chasquido en la rótula que se oye ocasionalmente al flexionar o enderezar la rodilla.

  • La rótula está muy sensible al tocarla.

Los síntomas de la rodilla de corredor pueden parecerse a los de otras condiciones o problemas médicos. Siempre consulte a su médico para el diagnóstico.

¿Cómo se diagnostica la rodilla de corredor?

El diagnóstico de la rodilla de corredor se suele confirmar con el examen físico y la historia médica completa.

Tratamiento de la rodilla de corredor:

El tratamiento específico de la rodilla de corredor será determinado por su médico basándose en lo siguiente:

  • Su edad, su estado general de salud y su historia médica.

  • Qué tan avanzada está la lesión.

  • Su tolerancia a determinados medicamentos, procedimientos o terapias.

  • Sus expectativas para la trayectoria de la lesión.

  • Su opinión o preferencia.

El mejor plan de tratamiento para la rodilla de corredor es no correr hasta que pueda hacerlo sin sentir dolor. Otros tratamientos pueden incluir:

  • Compresa fría.

  • Medicamentos como el ibuprofeno.

  • Ejercicios de estiramiento.

  • Ejercicios de fortalecimiento.

  • Calzado con refuerzo para el arco.

Quick Find