AriaHealth.com

1-877-808-ARIA
< Go Back

Derechos del Paciente

¿Qué derechos tiene el paciente cuando recibe asistencia?

Si usted no se encuentra satisfecho con los cuidados de la salud en el hogar o de hospicio que recibe, debería tomar los siguientes pasos:

  1. Infórmele al supervisor o al administrador del proveedor de la salud en el hogar.

  2. Infórmele al departamento de salud del estado o al representante de Medicare.

  3. Infórmele a la Oficina para Mejores Negocios (Better Business Bureau).

Derechos de los pacientes que reciben salud en el hogar:

Adicionalmente, la ley federal requiere que todos los individuos que reciben servicios de cuidados en el hogar sean informados de sus derechos como pacientes. De acuerdo a la Asociación Nacional para Cuidados en el Hogar (National Association for Home Care, su sigla en inglés es NAHC), los pacientes que reciben salud en el hogar, tienen derecho a lo siguiente:

  • Que la agencia de cuidados en el hogar les informe completamente de todos sus derechos y responsabilidades.

  • Escoger a sus proveedores de cuidados.

  • Recibir asistencia adecuada y profesional de acuerdo con las órdenes del médico.

  • Recibir respuesta puntual de la agencia a sus solicitudes de servicio.

  • Ser admitido para servicio únicamente si la agencia tiene la capacidad de proporcionarle asistencia profesional segura en el nivel de intensidad que se necesita.

  • Recibir asistencia con continuidad razonable.

  • Recibir la información necesaria antes del inicio de cualquier tratamiento o procedimiento, para dar el consentimiento informado.

  • Recibir información acerca de cualquier cambio en el plan de cuidados, antes de que el cambio se lleve a cabo.

  • Rechazar el tratamiento dentro de los términos de la ley y ser informado de las consecuencias de sus acciones.

  • Ser informado, bajo la ley del estado, de sus derechos a formular una directiva por adelantado.

  • Que los proveedores de la salud en el hogar cumplan con las directivas por adelantado, de acuerdo con los requerimientos de la ley del estado.

  • Ser informado dentro de un período razonable de tiempo acerca de la terminación anticipada del servicio o planes para su traslado a otra agencia.

  • Ser informado completamente de las políticas de la agencia y de los pagos por servicios, inclusive la elegibilidad para los reembolsos a terceros.

  • Ser referido a otro lugar, si el servicio se negó únicamente por la incapacidad de pago.

  • Expresar sus quejas y sugerir cambios en el servicio o en el personal sin temor a restricciones o discriminación.

  • Recibir una audiencia imparcial para cualquier individuo a quién se le haya negado, reducido o terminado cualquier servicio, o quién por alguna razón haya sido perjudicado por acciones de la agencia. El procedimiento para una audiencia imparcial será establecido por cada agencia de acuerdo a la situación específica del paciente (por ejemplo, fuentes de recurso, nivel de cuidado, diagnóstico).

  • Ser informado acerca de qué hacer en casos de emergencia.

  • Ser informado del número de teléfono y las horas de operación de la línea de emergencia de la salud en el hogar del estado, la cual recibe preguntas y quejas acerca de las agencias certificadas por Medicare y agencias de salud en el hogar autorizadas por el estado.

Derechos de los pacientes con cuidados de hospicio:

De acuerdo con la Asociación de Hospicios de América (Hospice Association of America), filial de NAHC, los pacientes de hospicio tienen derecho a lo siguiente:

  • Recibir cuidados de la más alta calidad.

  • Tener relaciones con las organizaciones de hospicio que se basan en las normas éticas de conducta, honradez, dignidad y respeto.

  • En general, ser admitido por una organización de hospicio únicamente si se le asegura que se proporcionarán todos los servicios necesarios para promover el bienestar físico, psicológico, social y espiritual del paciente moribundo. Sin embargo, una organización con menos de los recursos óptimos, puede admitir al paciente si una organización más adecuada no está disponible, pero únicamente después de informar al cliente en forma detallada de sus limitaciones y la falta de arreglos alternos adecuados.

  • Ser notificado por escrito de sus derechos y obligaciones, antes de que comiencen los cuidados de hospicio. De acuerdo con las leyes del estado, la familia del paciente o su representante, pueden ejercer los derechos del paciente, cuando él no se encuentra en capacidad de hacerlo. Las organizaciones de hospicio, tienen la obligación de proteger y promover los derechos de sus pacientes.

  • Ser notificado por escrito de los cuidados que la organización de hospicio provee, los tipos de cuidadores que proporcionarán los cuidados y la frecuencia con que estos servicios ofrecidos serán administrados.

  • Ser informado de cualquier cambio en el plan de cuidados, antes de que el cambio se lleve a cabo.

  • Participar en la planificación de los cuidados así como en la planificación de los cambios y ser informado de su derecho a participar.

  • Rechazar servicios y recibir información de las consecuencias de ese rechazo.

  • Solicitar el cambio del cuidador sin temor a represalias o discriminación.

  • Tener confidencialidad respecto a la información de las circunstancias de salud, sociales y financieras, así como las situaciones que se presentan en el hogar.

  • Contar con que la organización de hospicio revelará información únicamente de acuerdo con su política interna, cuando sea requerida por la ley o autorizada por el cliente.

  • Ser informado de la extensión de los pagos que se esperan de Medicare, Medicaid, o cualquier otro pagador conocido por la organización del hospicio.

  • Ser informado de cualquier gasto que no será cubierto por Medicare, y los gastos por los cuales él o ella serán responsables, y recibir esta información oral y por escrito dentro de los 15 días hábiles de trabajo a partir de la fecha que la organización del hospicio se enteró de cualquier cambio en los gastos.

  • Tener acceso, si así se requiere, a todas las facturas por servicios que el paciente ha recibido, sin importar si han sido pagadas del bolsillo del paciente o por una tercera persona.

  • Ser informado del estado del título de propiedad del hospicio y su afiliación con cualquier entidad a la que se refiera al paciente.

  • Ser informado de los procedimientos a seguir para presentar una queja a la organización del hospicio, acerca de los cuidados que se reciben, o que no se recibieron, y referente a la falta de respeto a la propiedad.

  • Conocer acerca de la disposición de dichas quejas.

  • Expresar sus quejas sin temor de represalia o discriminación.

  • Informarle qué hacer en caso de emergencia.

Quick Find