AriaHealth.com

1-877-808-ARIA
< Go Back

Hígado Graso Agudo del Embarazo

¿Qué es el hígado graso agudo del embarazo (AFLP)?

El hígado adiposo agudo del embarazo (su sigla en inglés es AFLP) es un trastorno poco frecuente, pero serio, del embarazo en el que hay una acumulación excesiva de grasa en el hígado o en las células del hígado. Normalmente, en el hígado se acumula grasa bajo la forma de triglicéridos y ácidos grasos, pero el exceso de grasa puede provocar daños en el hígado. Aunque es bastante infrecuente, el AFLP es un trastorno serio que no se puede predecir ni prevenir.

¿Cuál es la causa del hígado graso agudo del embarazo?

La causa del AFLP es desconocida. Se cree que las hormonas del embarazo tienen un papel en la aparición de este trastorno, pero no parece haber un riesgo mayor para futuros embarazos.

¿Por qué es un problema el hígado graso agudo del embarazo?

Si el AFLP no es tratado, tanto la madre como el feto corren riesgos extremadamente altos. La insuficiencia hepática, las hemorragias, la insuficiencia renal y las infecciones severas pueden amenazar la vida de la madre y el feto. Afortunadamente, el diagnóstico y el tratamiento precoz ayudan a mejorar los resultados.

¿Cuáles son los síntomas el hígado graso agudo del embarazo?

El AFLP habitualmente comienza en el tercer trimestre del embarazo. A continuación se enumeran los síntomas más comunes del AFLP. Sin embargo, cada mujer puede experimentarlos de una forma diferente. Los síntomas pueden incluir:

  • Náusea y vómito

  • Dolor abdominal, especialmente en el lado superior derecho

  • Malestar (molestias generales)

  • Dolores de cabeza

  • Cansancio

  • Confusión

  • Ictericia (color amarillo en la piel, los ojos y las membranas mucosas)

Los síntomas del hígado graso agudo del embarazo pueden parecerse a los de otros trastornos médicos. Consulte siempre a su médico para el diagnóstico.

¿Cómo se diagnostica el hígado graso agudo del embarazo?

Además del examen físico y los antecedentes médicos completos, el diagnóstico del AFLP es más preciso si se efectúa por biopsia del hígado (tomar una muestra de tejido hepático para examinarlo en el microscopio), pero este método no siempre es posible durante el embarazo. Normalmente, los síntomas del AFLP son suficientemente claros para diagnosticar el trastorno. Los análisis de sangre pueden descartar la presencia de otros trastornos o enfermedades con síntomas similares. También se puede efectuar el diagnóstico por medio de ecografías (técnica de diagnóstico por imagen que utiliza ondas sonoras de alta frecuencia y una computadora para crear imágenes de los vasos sanguíneos, tejidos y órganos) o tomografías computarizadas (TC o TAC), que es un procedimiento de diagnóstico por imagen que utiliza una combinación de radiografías y tecnología computarizada para obtener imágenes transversales del cuerpo, a menudo llamadas "rebanadas", tanto horizontales como verticales.

Tratamiento del hígado graso agudo del embarazo

Una vez que se diagnostica el trastorno, se induce el parto tan rápido como sea posible para minimizar los riesgos de la madre y del bebé. La madre puede necesitar cuidados intensivos durante varios días después del parto hasta que mejora el trastorno. En la mayoría de los casos, la función hepática se normaliza en algunas semanas.

Quick Find